ueenvenezuela | Unión Europea en Venezuela | La Delegación de la Unión Europea en Venezuela, se complace en anunciar la publicación de la nueva Convocatoria Global bajo el Instrumento Europeo para la Democracia y los Derechos Humanos, (EIDHR por sus siglas en ingles). La fecha límite para la presentación del documento de síntesis es el 9 de noviembre de 2017, a las 16.00 horas (hora de Bruselas). La referencia de esta Convocatoria es EuropeAid/155232/DH/ACT/ Multi; 
El texto íntegro de la Convocatoria con las directrices y todos los documentos pertinentes pueden consultarse en nuestra web ver bio.

El importe indicativo global disponible es de 25 000 000 EUR (5 000 000 EUR por lote). Los objetivos específicos de la convocatoria de este año son apoyar a la sociedad civil ya los defensores de los derechos humanos que trabajan fuera de la UE en cinco áreas clave de derechos humanos correspondientes a los cinco lotes recurrentes de las convocatorias globales 2014-2017 de la IEDDH: • Lote 1:

Apoyar a los defensores de los derechos humanos en el ámbito de los derechos relacionados con la tierra, los pueblos indígenas, en el contexto, entre otras cosas, de la

Unión Europea en Venezuela Instagram

La Delegación de la Unión Europea en Venezuela, se complace en anunciar la publicación de la nueva Convocatoria Global bajo el Instrumento Europeo para la Democracia y los Derechos Humanos, (EIDHR por sus siglas en ingles). La fecha límite para la presentación del documento de síntesis es el 9 de noviembre de 2017, a las 16.00 horas (hora de Bruselas). La referencia de esta Convocatoria es EuropeAid/155232/DH/ACT/ Multi; El texto íntegro de la Convocatoria con las directrices y todos los documentos pertinentes pueden consultarse en nuestra web ver bio. El importe indicativo global disponible es de 25 000 000 EUR (5 000 000 EUR por lote). Los objetivos específicos de la convocatoria de este año son apoyar a la sociedad civil ya los defensores de los derechos humanos que trabajan fuera de la UE en cinco áreas clave de derechos humanos correspondientes a los cinco lotes recurrentes de las convocatorias globales 2014-2017 de la IEDDH: • Lote 1: Apoyar a los defensores de los derechos humanos en el ámbito de los derechos relacionados con la tierra, los pueblos indígenas, en el contexto, entre otras cosas, de la "apropiación de tierras" y el cambio climático. • Lote 2: Lucha contra las ejecuciones extrajudiciales y las desapariciones forzadas. • Lote 3: Lucha contra el trabajo forzoso y la esclavitud moderna. • Lote 4: Promover y apoyar los derechos de las personas con discapacidad. • Lote 5: Apoyar la libertad de religión o de creencias. La fecha límite para la presentación del documento de síntesis es el 9 de noviembre de 2017, a las 16.00 horas (hora de Bruselas).

ueenvenezuela | Unión Europea en Venezuela | Todo listo para la inauguración de la Exposición de Fotografía UE sobre Inclusión Social en la nueva sede de @RMTF en La Hacienda la Trinidad. Los esperamos hoy a las 4:30 pm Instagram Photos | videos | post

Unión Europea en Venezuela Instagram

Todo listo para la inauguración de la Exposición de Fotografía UE sobre Inclusión Social en la nueva sede de en La Hacienda la Trinidad. Los esperamos hoy a las 4:30 pm

ueenvenezuela | Unión Europea en Venezuela | Europa y Venezuela trabajan por la lucha contra el cambio climático

El trascendental Acuerdo de París sobre el cambio climático supuso un avance fundamental del multilateralismo del que tanto la Unión Europea (UE) como Venezuela pueden y deben sentirse orgullosos. Además, el avance en cuanto al número de ratificaciones ha sido extraordinario: el Acuerdo de París entró en vigor el 4 de noviembre de 2016, y ya lo han ratificado 144 países.

Aún con ello, no debemos ser autocomplacientes, de forma que para que la visión de un futuro mundial con bajo nivel de emisiones y resiliente al cambio climático se materialice, debemos centrar toda nuestra atención ahora en transformar los acuerdos en hechos.

La lucha contra el cambio climático ofrece un gran número de oportunidades de inventar nuevas y mejores formas de producir y consumir, de invertir y comerciar, y de proteger vidas, empleos, bienes y oportunidades, en beneficio tanto de las personas como del planeta. Para lograr la muy necesaria transformación económica y social, es esencial que los objetivos de reducción de emisiones y las estrategias y planes de adaptación climática que han presentado los países se traduzcan a partir de ahora en políticas y medidas concretas y viables en todos los sectores económicos, pues la intención por sí sola no es garantía de resultados.

La UE y sus Estados miembros se mantienen firmes en cumplir plenamente con la aplicación del Acuerdo de París, tanto interna como internacionalmente. Europa ha aportado, y continuará aportando, una cantidad sustancial de fondos para apoyar la acción por el clima en los países socios (tan sólo en 2015, la cooperación ascendió a 17.600 millones de euros). Al interior de la UE, el compromiso principal es velar por que se complete el paquete legislativo y reglamentario necesario para alcanzar los objetivos de París: reducir las emisiones al menos un 40% de aquí a 2030. La actividad legislativa en la UE abarca todos los sectores económicos y la prioridad es la eficiencia energética así como el impulso del uso de energías renovables en todo el territorio de la UE.

La preocupación sobre el posible impacto de las medidas relativas al cambio climático Instagram Photos | videos | post

Unión Europea en Venezuela Instagram

Europa y Venezuela trabajan por la lucha contra el cambio climático El trascendental Acuerdo de París sobre el cambio climático supuso un avance fundamental del multilateralismo del que tanto la Unión Europea (UE) como Venezuela pueden y deben sentirse orgullosos. Además, el avance en cuanto al número de ratificaciones ha sido extraordinario: el Acuerdo de París entró en vigor el 4 de noviembre de 2016, y ya lo han ratificado 144 países. Aún con ello, no debemos ser autocomplacientes, de forma que para que la visión de un futuro mundial con bajo nivel de emisiones y resiliente al cambio climático se materialice, debemos centrar toda nuestra atención ahora en transformar los acuerdos en hechos. La lucha contra el cambio climático ofrece un gran número de oportunidades de inventar nuevas y mejores formas de producir y consumir, de invertir y comerciar, y de proteger vidas, empleos, bienes y oportunidades, en beneficio tanto de las personas como del planeta. Para lograr la muy necesaria transformación económica y social, es esencial que los objetivos de reducción de emisiones y las estrategias y planes de adaptación climática que han presentado los países se traduzcan a partir de ahora en políticas y medidas concretas y viables en todos los sectores económicos, pues la intención por sí sola no es garantía de resultados. La UE y sus Estados miembros se mantienen firmes en cumplir plenamente con la aplicación del Acuerdo de París, tanto interna como internacionalmente. Europa ha aportado, y continuará aportando, una cantidad sustancial de fondos para apoyar la acción por el clima en los países socios (tan sólo en 2015, la cooperación ascendió a 17.600 millones de euros). Al interior de la UE, el compromiso principal es velar por que se complete el paquete legislativo y reglamentario necesario para alcanzar los objetivos de París: reducir las emisiones al menos un 40% de aquí a 2030. La actividad legislativa en la UE abarca todos los sectores económicos y la prioridad es la eficiencia energética así como el impulso del uso de energías renovables en todo el territorio de la UE. La preocupación sobre el posible impacto de las medidas relativas al cambio climático